FANDOM


MarvelPozoPendulo

Portada de una adaptación en cómics estadounidense de El pozo y el péndulo editado por Marvel con fecha del 1 de enero de 1977.

El pozo y el péndulo (título original: The Pit and the Pendulum) es un cuento de terror del escritor estadounidense Edgar Allan Poe. Fue editado por primera vez en 1842 en la antología The Gift: A Christmas and New Year's Present for 1843 del editorial Carey and Hart de Filadelfia.

La historia tiene lugar en la ciudad de Toledo en España en algún tiempo no especificado en el pasado antes de la abolición de la Inquisición española. El narrador sin nombre ha sido condenado a muerte por la Inquisición pero descubre que no va a morir en un auto de fe visible por el público como la mayoría de los condenados. Al principio, los inquisidores intentan hacer el narrador ser la causa de su propia muerte al caer en un pozo profundo en su calabazo oscuro. Cuando el narrador logra evitar aquel destino, se encuentra atado en una mesa mientras un péndulo de metal con un extremo inferior afilado como una navaja desciende lentamente del techo. Transcurren varios días antes de que el péndulo asesino llega de cerca al prisionero.

Existen varias adaptaciones a otros medios de El pozo y el peéndulo aúnque la mayoría de las adaptaciones no siguen muy de cerca la historia de Poe.

Argumento

24 rackham poe pitpendulum

El narrador está condenado a muerte. Ilustración del artista británico Arthur Rackham (1935).

El narrador sin nombre está condenado a muerte por la Inquisición española. No se explica de que fue acusado. Después de oir la noticia de su condenación el narrador desmaya y pierde la consciencia. Más tarde, piensa que recuerda haber sido llevado a una mazmora por un grupo de hombres, aunque hubiera estado inconsciente cuando ocurrió.

Pasan varias horas o varios días antes de que vuelve la consciencia del narrador. En la oscuridad completa, el narrador no ve nada pero se da cuenta de que no ha muerto y que debe de estar en un calabazo de la carcel infame de Toledo, una carcel de que ha oido muchas historias extrañas. Además se da cuenta de que ya no tiene la ropa que llevaba antes y que lleva una túnica de tela barata. El narrador recibe pan y agua una vez al día, siempre cuando está dormido. El piso del calabazo está resbaladizo y viscoso. El narrador quiere saber el tamaño del calabazo. Rasga una tira de tela de su túnica y la pone en el suelo como punto de referencia. Con las manos en la pared, el narrador empieza a andar y cuenta los pasos necesarios para volver al punto donde está la tela. Sin embargo, el narrador no tiene la fuerza necesaria para cumplir la tarea y necesita dormir antes de volver al punto donde empezó.

Cuando cree que ha determinado el tamaño y la forma del calabazo. el narrador decide irse de la pared y pasar por lo largo del piso. Se tropieza en el dobladillo rasgado de su túica. Al descubrir que su cara está en el aire y no en la piedra del piso, se da cuenta de que ha logrado evitar caer en un pozo profundo en el centro del piso del calabazo. Está evidente de que los Inquisidores querían hacer el narrador ser la causa de su propia muerte al caer en el pozo en la oscuridad. Dado la posibilidad de que hay otros pozos en el calabazo, el narrador decide no irse muy lejos de la pared nunca más. Conscientes de lo que hace el narrador, los inquisidores le drogan el agua.

Después de haberse despertado del sueño profundo causado por el agua drogado que ha bebido el narrador se da cuenta de que está atado en una mesa de madera. Con dificultad, es capaz de moverse la cabeza y el brazo izquierdo hasta el codo. Ya no hay agua pero hay comida en un lugar accesible para el narrador. La comida está muy picada, con intento de aumentar la sed del narrador, y muchas ratas salidas del pozo intentan comerla también. Al principio, el narrador logra espantar a las ratas nada más al moverse un poco la mano. Dentro de poco, las ratas se acostumbran al gesto y no tienen miedo del narrador en lo más minimo. Siempre cuando el narrador se queda inmovil, las ratas se suben a la mesa y pasan por lo largo de su cuerpo. Ahora hay luz suficiente para ver bien el calabazáo. El narrador ve que el calabazo es mucho más pequeño que lo que había imaginado y hay tan solo un pozo en el piso. Además, el calabazo no está en la forma extraña que había imaginado al pasarse por las paredes con muchos bultos sino está cuadrado. Las paredes no son de piedra sino de metal y hay pinturas en las paredes que representan demonios.

Poe pit pendulum byam shaw

El péndulo avanza hacía el narrador mientras las ratas muerden las correas. Ilustración del artista británico Byam Shaw (1905).

Pintada en el techo del calabazo hay una image de la personificación del Tiempo. El Tiempo no tiene una guadaña, como es de costumbre, sino un péndulo. Poco a poco, el narrador se da cuenta de que el péndulo no está pintado y existe de verdad. Además, el péndulo desciende lentamente hacía el narrador. Más tarde, el narrador se da cuenta de que el extremo del péndulo es de un metal afilado como una navaja. Está evidente de que los Inquisidores han intentado preparar una muerte muy lenta para el narrador. Pasan varios días antes de que el narrador puede oler el metal del péndulo. Se da cuenta de que su muerte sería extremamente lenta porque el péndulo tendría que cortar la tela gruesa de su túnica antes de llegar a la carne sobre su corazón.

Cuando el péndulo está muy cerca al narrador, tiene un idea para evitar la muerte. Queda completamente inmovil. Gran número de ratas se suben a la mesa y pasan por todo su cuerpo. Las ratas muerden las correas que le atan a la mesa y el narrador se levanta.

De pronto, el péndulo se sube al techo otra vez. El narrador se da cuenta de que está vigilado constantemente y que cada vez que logra evitar una forma de muerte hay otra forma de muerte preparada para él. Se calienten las paredes de metal del calabazo. El narrador piensa en sumergirse en el pozo para refrescarse pero resiste la tentación. Las paredes de metal caliente avanzan hacía el narrador, obligandole a acercarse al pozo.

Cuando está al punto de caer en el pozo, alguien ayuda al narrador a levantarse. El hombre que le ayuda es un general francés. Los franceses han invadido la ciudad de Toledo y el poder de la Inquisición española se acabó.

Adaptaciones

The Pit and the Pendulum (1961 film) poster

Cartel para la película estadounidense de 1961 basada en el cuento.

Películas basadas en El pozo y el péndulo han sido realizadas en Francia (1909), Checoslovaquia (1983) y Estados Unidos (1913, 1961, 1991, 2006 y 2009).

La adaptación cinemmatográfica más conocida del cuento sigue siendo la película estadounidense de 1961 The Pit and the Pendulum (conocido como El péndulo de la muerte en España y como El pozo y el péndulo en Latinoamérica) dirigida por Roger Corman y protagonizada por Vincent Price y Barbara Steele. El argumento de la película tiene muy poco en común con el argumento del cuento de Poe y el péndulo peligroso del título tan solo se ve en los últimos diez minutos del largometraje. En la película, un joven inglés llamado Francis Barnard (interpretado por John Kerr) llega a España en el siglo XVi para investigar la muerte misteriosa a de su hermana. Está atormentado por su suegro loco Nicholas Medina (interpretado por Vincent Price) quién se cree uno de sus propios antepasados, un verdugo de la Inquisición española. Para promocionar la película, una novela basada en el guión, escrita por Lee Sheridan, salió a la venta en 1961 también.

Véase también

Enlaces externos

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.